Un día libre

tiempo libre

Recuerdo cuando de mis vacaciones reservaba una semana para no hacer nada, para planificar mis hobbies o simplemente para terminar de arreglar esas cosas que siempre se quedaban a medias. Recuerdo cuando esos días me despertaba con el sol del otoño y me acercaba con un libro al Retiro a leer junto al estanque. También recuerdo cuando en primavera me apuntaba los horarios en que firmaban mis autores preferidos y me iba a la Feria del libro emocionada.

Recuerdo cuando tenía muchos ratos libres, cuando decidía hacer deporte y me equipaba como la mejor para dedicar un tiempo a ese deporte hasta que la lluvia, el viento o el frío… hacían mella en mi salud. Entonces recuerdo que me acurrucaba en el sofá y “me dejaba querer”, con aquel tazón de sopita, con aquél paracetamol preparado con cariño al lado del vaso de agua… Y mis gripes pasaban del sofá a la cama y de la cama al sofá, siempre protegida con las palabras de cariño de mamá, siempre dispuesta a cuidarme como si fuese una niña pequeña.

Todos esos recuerdos son de mi vida anterior, de la de antes de ser yo la mamá preocupada, la que prepara sopas, la que da mimos, la que, con sinceridad, no puede permitirse ni un día de fiebre, así que mucho menos leer tranquilamente junto a un estanque.

Así que cuando vi que me sobraba un día de vacaciones del año 2015… Un día de esos que te dejas para cuando los niños estén malos, o para cuando tienen en el cole vacaciones de las de “porque sí”, o para cuando ¡Vuelven a estar malos!. Pues cuando vi aquel día verde en mi calendario fue como una revelación. Claramente ese día tenía que ser para mí. Bueno, para MÍ, con mayúsculas.

Ayer fue ese día. Me levanté más tarde de lo que acostumbro, y mi día libre comenzó con una tarea que me encantaría poder hacer más a menudo, pero que el intento de “conciliación” no me permite: despertar a mis niños, vestirles, darles el desayuno y llevarles YO al cole.

Después desayuné con mi marido hablando de nuestras cosas, de su trabajo, de mi trabajo… Sin que nuestros pequeños interrumpieran las 50 veces de rigor en nuestra conversación.

A partir de ahí me fui de compras, y evité (sí, lo reconozco), evité entrar en tiendas de ropa de niños. En MI día no iba a hacer como siempre: acabar comprando ropa para el mayor, o un pijama para el pequeño, o ese jersey igualito para los dos… Así que tranquilamente. Sin prisas. Sin agobios de  “mi marido está solo con los dos” me fui paseando por un centro comercial, entrando donde quería, repitiendo incluso en algunas tiendas que ya había entrado…

Y poco a poco se fue pasando la mañana. A las 5 salían los enanos del cole, y por supuesto yo fui a recogerles, y como había tenido toda esa mañana para mí, mi baúl estaba cargado con una cantidad de paciencia superior a la habitual, así que la tarde también fue muy agradable, intentando entenderles en cada una de sus rabietas hasta que llegara la hora del baño.

Después de este día como “madre aprendiz” he aprendido algo nuevo una vez más. A veces la soledad, la libertad, la independencia y el tiempo libre es una necesidad que va más allá, mucho más allá de un mero capricho. Esto que es un “lujo” en la vida de una madre con niños pequeños, creo que debería poder repetirlo al menos una vez al año. Esto no nos convierte en peores personas, en personas egoístas o en malas madres. Muy al contrario, cuando nos sentimos a gusto con nosotras, nos entregamos con mucho más cariño, si cabe, a nuestros hijos. Nadie nos dijo que ser madre no fuera duro, pero a veces debemos romper ese círculo interminable de obligaciones dentro y fuera de casa, y dedicarnos un ratito a nosotras. Y si la próxima vez no puede ser una mañana entera, intentaremos que sea un par de horas.

Así que os dejo “soñar”, ¿Qué haríais vosotras si tuvierais más tiempo libre?

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s